منار الإسلام
موقع تربوي تعليمي أكاديمي

La buena compañia

توفيق حماس

0

 

El mensaje del Islam se establece sobre el espíritu colectivo, por eso el Corán en diferentes situaciones se dirige a la comunidad  y raramente al individuo. El profeta – que las bendiciones y la paz de Al-lah sean con él – al principio de su misión como mensajero de Dios   forma un pequeño grupo de musulmanes en la casa del Alarkam ibn Alarkam, donde solía acogerles para inculcarles los fundamentos de esta nueva religión en aquel entonces.

    El grupo se considera como mejor manera de hacer cualquier cambio en el inviduo. Además es también la base para llevar a cabo interacciones entre los miembros .
Entonces la sentencia profética supone elevar los nuevos creyentes a nuevos principios, sobre todo cuando se trata de valores nuevos a la sociedad årabe en aquellos tiempos .
La presencia de la persona del profeta – que las bendiciones y la paz de Al-lah sean con él – era imprescindible para poder provocar el cambio deseado, porque en su persona se manifiestan todas las virtudes, por eso Dios le alaba diciendo “Eres sí de eminente carácter” (qalam:4)
El mismo profeta dijo “Una persona asume el Din (compartamiento) de sus compañeros. Por lo tanto, que cada uno considere cuidadosamente la compañia que guarda “(Tirmidhi)
Es decir que cuando tengamos amigos de buen comportamiento, esto influenciará enormemente en nuestra vida empujandonos a actos buenos y  viceversa.
El buen comportamiento proviene esencialmente de nuestra religión cuyos principios inciten a todas las virtudes.
Existe también otro hadiz que describe detalladamente la diferencia que se puede establecer entre la buena y la mala compañía
Un buen compañero y un mal compañero son como un vendedor de perfumes y un herrero. El vendedor de perfumes puede darte un poco de perfume como un regalo o puedes comprarle o al menos oleras su fragancia. En cuanto al herrero, chamuscar tu ropa y como ppco  respiraràs vapores del horno. (Bujari, Muslim)
Es una operación muy clara,  acompñar buena gente supone automáticamente adquirir buena ética y viceversa.
El camino de  Al-lah Altisimo y Glorificado es muy largo y penoso lo que exige que el creyente  tenga una buena compañia que le facilite  eludir y enfrentar los peligros y los obstáculos.
En el Coran Moisés pide a Dios que hace de su hermano Haron  ministro a quien pueda consultar para cumplir su tarea que consiste en transmitir su mensaje a Faraón, dijo Al-lah Altisimo y Glorificado “Dame a alguien de mi familia que me ayude. a Aaron, mi hermano ¡Aumenta con él mi fuerza y asociále a mi tarea para que Te glorifiquemos mucho y Te  recordemos mucho!”
Entonces la petición de Moises estriba en que  coopere con su  hermano para alabar y  recordar a Dios.
En el mismo contexto hay un hadiz muy significativo, el profeta que la paz y las bendiciones de Al-lah sean con él – fue preguntado” cuales son  los mejores compañeros? Él respondió “Aquel cuya apariencia te recuerda a Dios y cuyo habla aumenta tu conocimiento y cuyas acciones te recuerdan la próxima vida” 

اترك رد

لن يتم نشر عنوان بريدك الإلكتروني.